Compartir
Último duelo de preparación, antes de su debut en el Mundial frente a Japón (19 de Junio en Saransk), para el seleccionado de Colombia, que dirige José Néstor Pekerman:  igualó en 0, ante Egipto, conducida por el también argentino Héctor Cúper.  El partido se desarrolló en el estadio de Atalanta, en la ciudad italiana de Bérgamo.
Fue un cotejo con un ritmo, de a ratos, intenso pero con enormes baches que producían más de un bostezo. El equipo cafetero se basó en el manejo de pelota de James Rodríguez y de Juan Cuadrado. El punto es que el 4-4-2 que Cúper propuso, ventilaba los problemas que los sudamericanos tienen desde hace un tiempo: los laterales, Santiago Arias y Frank Fabra se van al ataque y dejan “hectáreas” de espacios que, en ésta oportunidad, fueron los egipcios los que casi sacan provecho.
Un errático Radamel Falcao, estuvo siempre como alternativa. Se lo ve ansioso, no es para menos: está a días de su debut en una Copa del Mundo. Al 1′ de juego, casi la mete de cabeza. Otra vez, 10′ después, se repite la fórmula James-Falcao y el Tigre, la cabecea desviada.
Egipto se replegaba y aprovechaba los espacios que dejaban los colombianos. La ausencia de Mohammed Salah se siente, no es para menos: los “faraones” han pérdido, momentáneamente, una cuota vital de gol. Sólo hubo una clara para los africanos, gracias a Sobhi, que casi bate a un atento Ospina.
En Colombia, bien Lerma, en la contención y distribución, siendo rueda de auxilio de James. Mal, Mateus Uribe, perdido en el terreno de juego y siempre superado por los rivales cada vez que pasaban por su lado. Pekerman se desesperaba con lo endeble del mediocampista del América de México en la marca aunque en el ataque, casi logra, con un cabezazo, abrir el tanteador.
James, a 10′ del final del primer tiempo, tuvo de tiro libre el gol, pero el palo se lo negó. Colombia era dueño claro del balón pero carecía de inventiva para plasmarlo en el resultado. 1′ posterior, Cuadrado se la quiso picar a El Shenawy pero la pelota se fue cerca del palo.
En el segundo tiempo, El Said casi adelante a los norafricanos en el inicio, luego del desborde de Trézéguet, pero el remate se fue muy arriba. Egipto se adelantó, tomó prestado la pelota y empezó a acercarse cerca de Ospina.
Pekerman mandó al campo al medio de River, Juan Quintero y allí, los sudamericanos volvieron a controlar el encuentro. Casi con el ocaso del amistoso, dos veces Izquierdo logra el triunfo cafetero: el primero se lo negó el portero El Hadary y el otro, la espalda de Hegazi.
Fue final. Ambas selecciones tienen mucho aún por mejorar . Egipto precisa a Salah para ser otro equipo: con él, es una selección con aspiraciones a pasar de ronda. Sin el jugador del Liverpool, un equipo más. Por su parte, Colombia ya pone la mente en Japón y sabe que la materia prima está: sólo falta una buena mezcla para lograr la mejor receta de cara, al ausente gol en la noche italiana.
Así formaron:
Colombia: Ospina, Arias, Sánchez, Mina (Murillo), Fabra (Mojica);  Lerma (Borja),  Uribe (Quintero),  C. Sánchez, Cuadrado (Izquierdo), James Rodríguez y Falcao.
Egipto: El Shenawy (El Hadary);  Fathy, Abdul Shafy, Hegazi, Samir, El Said, Hamed, Morsy (Aziz)  Trézéguet (El Mohamady) Mohsen y Sobhi.
Periodista Deportivo desde 2001. 36 años. Experiencia en radio y medios gráficos. Desea volver a ver a Argentina Campeón del mundo...será en Rusia???