Compartir

Racing y River, el clásico mas antiguo del fútbol argentino, empataron 0-0 en el partido de ida por los octavos de final de la Copa Libertadores 2018 jugado este jueves en Avellaneda. El estadio Presidente Perón se tiño de celeste y blanco, una verdadera multitud acompaño al primer grande del fútbol argentino al agotar todas las entradas para este partido.

Se esperaba mucho mas desde los futbolístico. El primer tiempo fue parejo, si bien no hubo una lluvia de situaciones claras de gol, la primera del encuentro fue para River donde antes de los dos minutos Gabriel Arias, quien debutaba en La Academia, despejó un buen remate del Pity Martínez enviándola al corner. El local no podía hacerse de la pelota, sus mejores jugadores no lograban romper lineas, Centuríon no fue brillante ni pudo ser desequilibrante. La situación mas clara fue un remate de Bou que resolvió muy bien Armani. Otra jugada preparada de pelota parada, Bou lo ve solo a Licha Lopéz casi sin marcas envió el centro y el capitán logró ejecutar al arco pero sin fuerza, al medio de la valla y contuvo Armani sin problemas. Final del PT.

En el complemento fue expulsado Leo Ponzio, corazón y capitán de River a los 47 minutos. El millonario que jugó casi todo el ST con un hombre menos, cambio de estrategia. Se acomodo bien atrás, cerro lineas. Apunto alguna contra que nunca pudo concretar. Salio Nacho Scocco y quedó Pratto solo como única referencia. Zuculini por Scocco en el Millonario y Solari por Zaracho en la Academia. El local perdió juego y equivocó las decisiones; el visitante se paró unos metros más atrás y esperó con orden. Coudet decidió darle a Guillermo Pol Fernández, la responsabilidad de ser el conductor del equipo la última media hora. Racing no supo como ganarlo, se notó la falta de rodaje del equipo de Coudet, sin embargo los minutos finales acorralo a River y cuando parecía que lo ganaba de guapo, apareció Armani, otra vez con un par de intervenciones para amargar a Coudet y evitar la derrota millonaria.

Fue un 0-0. La llave esta abierta, ahora deberán los de Avellaneda buscar la clasificación en Nuñez. Lo positivo es que el millonario no convirtió el famoso gol de visitante y que con una victoria o cualquier empate que no sea cero a cero clasifica Racing. Si el resultado es el mismo que en Avellaneda se definirá por penales como aquel partido del año 1997 donde La Academia llegó a Semis del torno más importante de América.

Periodista y locutor, de lunes a viernes en Cooperativa AM 770 en @EstoEsRacingOK. Conductor: @desdeElCilindro por @radioypunto.